ereeni's blog

Fábricas recuperadas

En mi materia de “Sociología de Trabajo” mi clase fue a visitar la Fábrica Gráfica Patricios, una fábrica recuperada en Barracas. En un resumen breve, lo que yo aprendí es que una fábrica recuperada es una fábrica que el dueño cerró y los trabajadores tomaron para gestionarla a sus mismos. Antes, no sabía que significa una fábrica recuperada; este fenómeno no existía en los Estados Unidos. Sin embargo, el tema me interesa mucho y me siento muy afortunada a tener la oportunidad de ver y conocer una fábrica recuperada.

Barracas

Barracas

La historia del barrio Barracas empieza con las barracas de Buenos Aires. Porque estaba cerca del Riachuelo, la ciudad construía barracas para guardar las exportaciones y importaciones de Argentina. Como la Boca, Barracas tiene una historia de luchas obreras. En el pasado, había muchas huelgas de los obreros. Hoy mucho de estas barracas están en mal estado, pero este barrio de 73.377 personas todavía tiene mucho a ofrecer.

fútbol en Argentina

Es imposible a vivir en Argentina y no da cuenta de la popularidad de fútbol. En mi barrio de San Telmo, cuando hay partidos todas las ventanas de los departamentos muestran la bandera de su equipo y las calles están vacías y silenciosas hasta que el partido termine. Las veces que Boca Juniors ha ganado, he visto colectivos volviendo de la Bombonera llenos con gente al punto que hay personas arriba del colectivo y todos están gritando y cantando.

La Milonga Gay

Tango es algo argentino que nunca me interesaba mucho. La música es linda y me gusta pero en todo mi tiempo acá no he tenido ganas de aprender el baile. Fui una vez al principio a una milonga y me gustó como una "experiencia argentina", no como algo que quiero hacer cada fin de semana. Especialmente porque para disfrutar tienes que saber tango. Entonces cuando mi compañero de mi pasantía me invitó a ir a una milonga estuve dudada si quise ir pero decidí a ir porque quería conocer mi compañero mejor.

La Despedida

Cuando llegué a Buenos Aires y noté el tamaño de la ciudad, me di cuenta de que 5 meses no son suficientes para conocerla toda. Todavía hay un montón de barrios, parques, cafés, eventos y gente que no conozco. Sin embargo, estoy contenta con mi experiencia acá. Yo decidí al principio del semestre que hay que experimentar una variable de cosas y siento que he logrado este objetivo.

Bicicletas en Buenos Aires

Una de las actividades que me encanta en New Orleans es andar en bici. New Orleans es una ciudad pequeña, de 300.000 personas, así que es una ciudad perfecta a andar en bici. A tomar una cita que yo vi en un artículo en la revista Hecho en Buenos Aires, "No es posible alcanzar un Estado social basado en la noción de equidad y, simultáneamente, aumentar la energía mecánica disponible. El Estado social exige...un cierto nivel en el uso de la energía: no puede venir a pie, ni puede venir en coche, sino solamente a velocidad de bicicleta." (Ivan Illich).

Buenos Aires en negro

Uno de los costumbres que yo noté al principio de mi tiempo acá en Buenos Aires es que en general la gente se viste en colores muy oscuros. Es común y de moda a vestirte como vas a un funeral. Es un poco deprimente a ver todos en negro (sin embargo, tengo que decir que veo mucho morado). Dos de mis docentes cada semana se visten en una falda negra con una camisa negra y zapatos negros. Además, ellas tienen pelo negro. Yo pensé se visten así porque llegue acá en el invierno y entendí que cuando el clima está nublado nadie tiene ganas a vestirse en colores llenos de vida.

La cuestión del presupuesto

En mis primeros días en Tulane University, los consejos más comunes que otros estudiantes me daron fue que "la vida es más lenta acá y necesitas tener paciencia" y “debes recordar que las cosas acá no funcionan como estás acostumbrada". Es gracioso a pensar en eso ahora porque si bien cierto que no había visto una ciudad que tuviera tantos problemas de funcionamiento como Nueva Orleáns, todas las molestias en Nueva Orleáns no me prepararon para el quilombo que es la Universidad de Buenos Aires.

Axel Krygier

Antes de venir acá, yo le odiaba el rock en castellano. Yo pensaba que era muy comercial y una imitación mala de la música norteamericana. Todavía pienso lo mismo del rock en castellano que escuché en los EEUU en la radio o clases de español, pero ahora que estoy en Buenos Aires yo sé que esa música no es una representación completa de música en Argentina.

Fiesta en la UBA

Creo que mi experencia con la toma de la facultad que mientras fue una experencia increíble, no era una representación completa de la UBA porque este fin de semana, yo vi un otro aspecto de los estudiantes de la UBA que no había visto antes.
Las dos situaciones que conozco mi compañeros en mi universidad son de la toma o de mis clases. Ningunas de las dos son situaciones muy divertidas. Durante clase, los estudiantes se relacionan más para compartir notas o conseguir los textos. Y durante la toma el tema era politíco y eso dominaba las conversaciones.

Griega en Grecia, Yanqui en Buenos Aires

Antes de venir a Buenos Aires pasé un mes en Grecia. Mi ascendencia es griega y crecí hablando griego con mis abuelos y mis padres y fui algunas veces pero mis vínculos a Grecia más o menos terminan acá. Todavía tengo primos en Grecia pero la ultima vez hablamos era la última vez que yo fui, en 2000. Antes de irme, me preguntaba como la gente de Grecia va a recibirme y como consideran una chica como yo, que habla griega, parece griega y se vio obligado a aprender todos los bailes tradicionales (a mi horror cuando era niña).

El Guaraní escrito

Cada sábado viene mi ama de llaves, Antonia, para limpiar el departamento. Siempre me burla porque ella viene en la madrugada, usualmente 4 horas después que vuelvo a la casa de los bares. Cuando despierto, almorzamos juntas y contamos nuestra semana.

Un novio para mi mujer

Creciendo con los Simpsons

La semana pasada yo dejé mis llaves en mi departamento (estoy orgullosa que eso era la primera vez). Yo llamé a Monica pensando que iba a esperar en un cafe por tantas horas. Pero a mi sorpresa me invitó a ir a la casa de su hermano y dos sobrinas. La acepté y un subte viaje después, llegue a la casa.

Huelga en la UBA

Hace casi dos semanas que hay una huelga en la UBA y miércoles fue el primero día que no tuve clase. Yo llegue miércoles a la UBA y la encontré "tomado". Todos los estudiantes estaban afuera con peticiones y han trajeado los escritorios afuera también para que puedan tener clases "publicas". En un esfuerzo a conocer más argentinos, yo pregunté un chico con un micrófono en una mano y una petición en la otra sobre la huelga. Me explicó todo y me invitó a marchar con ellos al Ministerio de Educación. Yo fui y era increíble. Nunca he visto estudiantes así, de pie, luchando por su educación.

Theme by Danetsoft and Danang Probo Sayekti inspired by Maksimer